Enséñele a su niño en 7 pasos a ir al baño solito

Nevax® lanzó al mercado su nuevo integrante Nevax® Maxi Resist con doble hoja, ideal para evitar el desperdicio.

Por Mamá Joven

Uno de los procesos de aprendizaje que requiere más tiempo y paciencia es el control de esfínteres de los niños y niñas y suele ser un completo dolor de cabeza para muchos papás. 

En este proceso inciden muchos factores, como la madurez emocional del niño o niña o la disponibilidad de tiempo de los padres. Para colaborar en alcanzar esta meta, se pueden seguir 7 sencillos pasos.

El “ir al baño” a tiempo es de vital importancia para los niños y niñas ya que ayuda a controlar la vejiga y los intestinos, si bien la mayoría de los niños alcanzan este logro entre los 3 y los 5 años, cada niño o niña lo hace a su propio ritmo, los expertos indican que no debe haber regaños, comparaciones ni ninguna otra actitud de parte de los padres que vaya a repercutir en el proceso y retroceder en el camino avanzado.

Es por eso, que, Nevax®, de la compañía Essity, quiere ser partícipe de este proceso de educación en la higiene de la familia y le brinda 7 pasos que los padres deben seguir:

  1. Alerta de la necesidad: dígales que cuando sientan ganas avisen con un tiempo prudencial, en ocasiones salen corriendo sin motivo.
  2. Forma de sentarse: muchas veces se sientan en la orilla y no están cómodos, lo correcto es en el centro.
  3. Uso correcto del papel higiénico: utilice el papel de tal modo que no haya desperdicio.
  4. Secado de forma adecuada: a las niñas se les debe mostrar cómo secarse de adelante hacia atrás para evitar infecciones.
  5. Jalar la cadena: es importante que sepan que se jala y se vigila que el agua no se desperdicie.
  6. Lavado de las manos: aplicar jabón, esto incluye la palma de la mano y las uñas, principalmente para evitar virus como diarreas o dolores de estómago causados por bacterias.
  7. Secado de manos: se recomienda que sea con una toalla de papel porque con las de tela, como es para tantas personas, no se garantiza que esté limpia o propaga virus.

“Es importante recordar que el aprendizaje de ir al baño se adquiere cuando el niño está maduro, al igual que caminar, hablar y comer. Son funciones que se consiguen cuando los menores están lo suficientemente listos. Son adquisiciones paulatinas, lentas, pero que una vez que se captan significan un gran logro de independencia y un paso para convertirse en niños grandes”, indicó María Puga, gerente de marca de Nevax®.


Pin It on Pinterest

Share This