• El lavado de manos antes de cualquier tipo de manipulación de lentes en sus ojos podría evitar el contagio de esta enfermedad.
  • Detecte los síntomas a nivel ocular.

A la luz de los hechos recientes en relación con la pandemia COVID-19, se ha hecho un llamado a la calma y a la prevención por medio de la higiene personal, lavado de manos, y protocolos de tos y estornudos.

Además de esto hay temas importantes que se deben tomar en consideración, y uno de ellos es la prevención a nivel ocular; y es que también hay síntomas de esta enfermedad que se pueden observar a través de los ojos.

El COVID-19 puede causar síntomas oculares que incluyen fotofobia (intolerancia a la luz), irritación, inyección conjuntival y secreción acuosa, de hecho, esta última es considerada una fuente potencial de contaminación.

Al principio de la enfermedad, los signos y síntomas frecuentes del COVID-19 incluyen fiebre, tos, fatiga y dificultad para respirar. También se han presentado dolores de cabeza.

La Asociación Americana de Optometría (AOA), ha hecho un llamado a los profesionales de la salud visual a cumplir con protocolos sanitarios recomendados por las autoridades sanitarias, para evitar la propagación de este brote.

La optometrista Melissa Sierra de Galería óptica Zarah Carter comenta que, “usted como usuario tiene el derecho de verificar que en el lugar donde usted se realice exámenes o procedimientos oculares, estén teniendo prácticas adecuadas higiénicas para evitar cualquier riesgo de contaminación.”

La especialista también envía un llamado a la calma, pero sobre todo a que los usuarios tomen medidas preventivas cuando se trata de la salud higiénica de los ojos, ya que estos podrían ser un foco de contagio del virus.

  1. Siempre lave y seque las manos antes de manipular los lentes de contacto; se deben mantener limpias y evitar cualquier tipo de contaminantes cuando se manipulan los lentes.
  2. Nunca use agua del grifo con los lentes; el agua del grifo puede contener microorganismos que pueden no causar daño si se ingieren, pero si pueden ser dañinos para los ojos.
  3. Utilice una dosis nueva de solución de limpieza para lentes de contacto cada vez, nunca solución que ya haya utilizado antes. Y, por supuesto, nunca saliva. Al utilizar solución nueva reducirá el riesgo de que los gérmenes y otros contaminantes lleguen a las lentes, como el covid-19.
  4. Utilice los lentes de contacto siguiendo siempre el programa de uso prescrito por el profesional de la visión. Alargar su uso más tiempo del recomendado puede ser perjudicial para los lentes y para sus ojos.
  5. Cuando manipule los lentes, no los apriete y tenga cuidado con cualquier elemento que pueda estropearlos, como las uñas o joyas. En las uñas puede albergarse el covid-19 durante 10 minutos aproximadamente.
  6. Se recomienda mantener humectados los ojos mediante el uso de gotas lubricantes y rehumectantes que estén indicadas para usuarios de lentes de contacto, con más frecuencia de lo que podía usarlas para evitar el desarrollo del covid-19.

Siga las instrucciones de su especialista en salud visual y evite cualquier manipulación que pueda ocasionar alguna lesión o peligro para su salud. En especial en estos momentos donde con medidas sencillas de higiene visual, podemos evitar el contagio del COVID-19.

Pin It on Pinterest

Share This