Marcia Salas: Mi felicidad, mi amor, mi orgullo y mejor proyecto se llama María del Mar

Esta artista ahora está dejando huella también en el mundo de la moda

Por Mamá Joven

Marcia Salas

Artista visual y grabadista.

Hija: María del Mar Arias (7 años).

Éxitos profesionales: Dos veces Premios Nacional –Aquileo J. Echeverría y Francisco Amighetti–, 22 exposiciones individuales y 91 colectivas, mención de honor Pantagruel Exlibris (Italia) y premio al mérito del Internacional Postage Stamp Desing Contest (Japón). La última colección calzado y accesorios en cuero de Aldo Nero exhibe su obra gráfica Infantas Salas, una apropiación de las Meninas de Velásquez. “Mi felicidad, mi amor, mi orgullo y mejor proyecto se llama María del Mar. Nació prematura, de 30 semanas, y sacarla adelante fue el trabajo más difícil y sensible que he hecho en mi vida. Lo sublime me encontró entre la palabra, la imagen y una infante”.

Esta artista, que ahora está dejando huella también en el mundo de la moda, creció en el trópico húmedo de la zona Sur, con las pupilas en los paisajes rurales y pasando las vacaciones con los abuelitos citadinos; dos mundos que le ayudaron a balancear el horizonte. Se graduó de Artes Gráficas en la UCR, donde su corazón se diluyó con la pintura y el grabado. En su destacada carrera ha logrado numerosos reconocimientos. “Uno podría decir que dos Premios Nacionales serían el máximo logro de un artista costarricense, pero en mi escala de valores citadinos-rurales soy más simple. Prefiero resumirlo a dos realidades alcanzables: la primera fue aprender a leer para abrir puertas; abrí muchas y descubrí la poesía. Y la segunda, saber reconocer donde se encuentra lo que nos da felicidad.

Marcia combina a la perfección su pasión por el grabado y el arte, el trabajo y la maternidad.  Es con el grabado que se alza con el premio Francisco Amighetti en el año 2015, categoría bidimensional, por su obra Pecado Original.

 

 


Pin It on Pinterest

Share This